volver
Capítulo 5: La conjugación en alemán


  5.2 La conjugación en alemán


Tanto en español como en alemán se conjuga un verbo añadiendo un sufijo (un lingüista en este caso hablaría de un morfema gramatical) a la raíz del verbo. ¿Qué es la raíz de un verbo? Vamos a dar unos ejemplos en español.

  tomar (raíz tom-)   comer ( raíz com-)   recibir ( raíz recib-)
tom-o com-o recib-o
  tom-as   com-es   recib-es
  tom-a   com-e   recib-e
  tom-amos   com-emos   recib-imos
  tom-áis   com-éis   recib-ís
  tom-an   com-en   recib-en

Vemos fácilmente que en español se conjuga añadiendo a la raíz el sufijo que corresponde a la persona en cuestión. Es lo mismo en alemán, pero en alemán no hay tres tipos de verbos y por lo tanto el sufijo que hay que añadir siempre es el mismo. Veamos algunos ejemplos.

  Infinitivo           bringen trinken sagen kaufen
  traducción traer beber decir comprar
  raíz bring- trink- sag- kauf-
  ich bring-e (yo traigo) trink-e sag-e kauf-e
  du bring-st (tú traes) trink-st sag-st kauf-st
  er bring-t (él trae) trink-t sag-t kauf-t
  sie bring-t (ella trae) trink-t sag-t kauf-t
  es bring-t (él/ella trae) trink-t sag-t kauf-t
  wir bring-en (nosotros / nosotras traemos) trink-en sag-en kauf-en
  ihr bring-t (vosotros / vosotras traéis) trink-t sag-t kauf-t
  sie bring-en (ellos/ellas traen) trink-en sag-en kauf-en
   

  Infinitivo           bringen weinen lachen schwimmen
  traducción traer llorar reír nadar
  raíz bring- wein- lach- schwimm-
  ich bring-e (yo traigo) wein-e lach-e schwimm-e
  du bring-st (tú traes) wein-st lach-st schwimm-st
  er bring-t (él trae) wein-t lach-t schwimm-t
  sie bring-t (ella trae) wein-t lach-t schwimm-t
  es bring-t (él/ella trae) wein-t lach-t schwimm-t
  wir bring-en (nosotros / nosotras traemos) wein-en lach-en schwimm-en
  ihr bring-t (vosotros / vosotras traéis) wein-t lach-t schwimm-t
  sie bring-en (ellos/ellas traen) wein-en lach-en schwimm-en
       

¿Lo ha notado? En alemán existe sólo un tipo de verbo, o sea, el infinitivo siempre termina en -en.
Quitando -en se obtiene la raíz del verbo. A esta raíz se añade el sufijo que corresponde y ya está.
Fácil, ¿no?


volver
Capítulo 5: La conjugación en alemán

contacto pie de imprenta declaración de privacidad